A través del juego los pequeños no sólo se divierten y disfrutan sino que aprenden del trabajo realizado en el aula.

En esta entrada os queremos compartir una serie de juegos, tendentes a mejorar el desarrollo de la motricidad a través del juego manipulativo.

En este juego manipulativo, se trabaja con diferentes texturas, trabajando el trasvase entre distintas superficies.

Todo ello se realiza en un entorno cooperativo, que favorece la capacidad del trabajo en equipo, estimulando la inteligencia interpersonal y el hábito de compartir y alejarse del individualismo.

Todo este cóctel, al estar inmerso en una dinámica de juego, hace a los pequeños protagonistas y les motiva en un aprendizaje obtenido como propia consecuencia de su fabuloso trabajo en nuestras aulas en CEI Fábula en Sevilla-Este.

Aquí os dejamos imágenes de algunas de las experiencias realizadas en el centro.